septiembre 11, 2005

10 ALIMENTOS SALUDABLES ¿O NO?

¿Realmente lo que comemos es saludable? Actualmente esta pregunta no resulta tan sencilla. Mientras estamos seguros que comernos una hamburguesa o una maleada no son las mejores decisiones cuando nos preocupa nuestra salud y peso, algunos otros alimentos –que nunca nos imaginamos- tampoco resultan muy saludables que digamos.
El aumento en las porciones –sobre todo las que sirven en los restaurantes- así como el exceso de sodio y azúcar en la comida, han convertido a los alimentos saludables en dietas menos nutritivas.
La parte más importante de llevar una dieta saludable esta en las decisiones que hacemos al escoger lo que comemos, sobre todo cuando comemos fuera. Por ejemplo, imaginen que salen a comer con un amigo y ambos piden un sándwich de pollo –porque es carne con menos grasa- y piden que en lugar de las papas fritas les traigan una sopa ¿Cómo puede resultar que lo que tu pediste tiene casi el doble de calorías y grasa que lo que pidió tu amigo? Si este es el caso es probable que tu amigo pidió el sándwich con pollo asado y el tuyo fue empanizado y el pidió una sopa de verduras, mientras la tuya era una crema de brócoli con queso. Aunque finalmente son los mismos ingredientes y “aparentemente” los mismos platillos hay una enorme diferencia y la calve está en la preparación es estos.
Muchas veces ocurre que cuando tratamos de estar más concientes de lo que comemos y de controlar nuestro peso, nos falta fijarnos en pequeños detalles que hacen una enorme diferencia en nuestros cambios de hábitos y en tener resultados exitosos.
A continuación les menciono 10 alimentos que si los vemos con un microscopio no resultan tan saludables como aparentan:
1) Aceite de oliva: Aunque es la mejor grasa que podemos consumir –mejor que la mantequilla y margarina- y efectivamente ayuda al corazón, sigue siendo una grasa y en exceso resulta un enorme consumo de calorías.
2) Miel de abeja: Por la creencia de que es natural y tiene efectos curativos, la gente la utiliza como sustituto de algo dulce, pero finalmente es pura azúcar, y en exceso se convierte en grasa.
3) Azúcar BC: Aunque anunciada como una azúcar baja en calorías, finalmente es mitad azúcar y mitad sustituto por lo que sigue siendo azúcar y sigue aportándonos calorías.
4) Jugos: De naranja, toronja, manzana...las opciones son enormes y es uno de los productos de mayor consumo, sin embargo el beber jugos puede resultar la manera más rápida de subir de peso. Tardamos menos de un minuto en bebernos 150 calorías o más.
5) Leche: Entendiendo la leche entera, ya que esta es muy alta en grasa saturada y colesterol. Lo recomendable para todas las personas –incluso niños mayores de 2 años- es consumir leche semi o completamente descremada.
6) Queso: Mucha gente piensa que si no consumimos carne o pollo, lo podemos sustituir por queso para lograr un buen aporte de proteína; sin embargo, los quesos –especialmente los fuertes- resultan tener mucha más grasa que una carne asada, así que hay que irnos con cuidado y sin excedernos.
7) Pollo: El pollo es una carne magra –con poca grasa-, pero solo si le quitamos la piel y no lo consumimos frito o empanizado. Una hamburguesa de pollo empanzado puede tener 500 calorías y 25 g de grasa, mientras que una de carne –chica- puede tener 250 calorías y 10 g de grasa.
8) Pescado: Efectivamente la mayoría de los pescados resultan ser una excelente fuente de proteína, bajos en grasa saturada y colesterol. Pero hay pescados que pueden poner en riesgo nuestra salud en cuanto a contaminación ambiental. Algunos pescados que resultan ser altos en ácido graso omega-3 –como cazón, atún, macarela, etc- pueden también tener altos niveles de mercurio, el cual es tóxico.
9) Vino: Mientras que el vino –y el alcohol en general- tiene algunos efectos saludables, un exceso puede poner en riesgo nuestra salud. Los hombres deben de limitar su consumo a 2 copas por día y las mujeres a una. Sí estas cuidando tu peso este consumo debe ser mucho menor ya que finalmente el alcohol tiene muchas calorías, 7 calorías por cada gramo de alcohol!
10) 0% grasa: Solo por que un alimento resulta ser libre de grasa no significa que sea más saludable que la versión original. Incluso muchos alimentos que no tienen grasa tienen más calorías que el normal, ya que para quitarle la grasa muchas veces le agregan otras sustancias como almidones o azúcares.
La moraleja del cuento...hay que fijarnos bien en las etiquetas nutrimentales!

3 comentarios:

Lourdes Treviño dijo...

En cuanto al punto del Azúcar BC, es correcto que es azúcar, sin embargo al tener doble dulzor nos ayuda a REDUCIR el consumo de azúcar y de calorías a la mitad. Es una excelente opción para las personas que desean consumir menos calorías pero quieren seguir consumiendo azúcar por su sabor y cualidades.

Rosalba dijo...

Efectivamente, con lo del azucar BC puedo decir que es cierto, no es un sustituto completo, por que asi como dices es mitad y mitad, por lo tanto a mi parecer es recomendado a aquellas personas que disfrutan del azúcar y a la vez cuidan su peso. Consumir azúcar no es malo, sino el consumo excesivo y usar sustitutos del azúcar no benefician pues el cuerpo necesita insulina y si no la recibe desencadena trastornos posteriores.

YMAGINE dijo...

El azucar BC es 93.70 azucar de caña y 0.30 stevia critalizada con el resto del azucar con lo que multiplica por 2 su poder edulcorante